El PND está lleno de orangutanes

Fuerte crítica del senador uribista Iván Duque al Plan Nacional de Desarrollo del gobierno Santos.

El senador uribista Iván Duque realizó un profundo análisis del nuevo Plan Nacional de Desarrollo y sus conclusiones son contundentes: “El Plan se aleja de las prioridades y metas del anterior cuatrienio. Y las locomotoras (minería, infraestructura, vivienda, innovación y agricultura) que fueron presentadas como prioridades hace cuatro años, se han convertido en apéndices de la nueva agenda sin siquiera haber cumplido los objetivos”.

Duque, uno de los congresistas con mayor formación económica, presentó un estudio del articulado radicado hace algunos días por el Gobierno Nacional. En este, aseguró, se evidencia una desconexión entre lo prometido por el gobierno durante la campaña presidencial y lo que se encuentra planteado en el PND2.

A manera de ejemplo el senador del Centro Democrático recordó que en la campaña se habló de la posibilidad de aumentar a 1,8 millones los adultos mayores beneficiados por el programa Colombia Mayor, sin embargo en las bases del Plan solo se habla de 1,5 millones. También se habló de la creación de 50 mil nuevos cupos carcelarios para alivianar el hacinamiento carcelario que hoy se presenta en el país, pero en el texto radicado sólo se habla de la creación de 20 mil nuevos cupos.

Asimismo dijo que pese a tanto discurso sobre la disminución de la pobreza “en el campo a este rubro solo se le asignaron recursos por 5,6 billones de pesos en el PND, en desproporción frente a otros rubros del sector”. Además, aseguró, se ha encontrado que el nuevo Plan de Desarrollo promueve más complejidad administrativa y eventuales presiones burocráticas al plantear la creación de 11 nuevas estructuras, entre entidades y sistemas, para cumplir con las metas propuestas.

Una de las mayores preocupaciones expresadas por Duque es el uso del articulado del Plan de Desarrollo para introducir “orangutanes con sacoleva”, entendiendo por ellos leyes sectoriales de rápida aprobación que no tienen mucho que ver con las bases y objetivos del Plan de Desarrollo. Entre ellos, el que busca entregarle al Presidente de la República un ‘cheque en blanco’ para reformar las estructuras institucionales del sector agropecuario, la participación de inversión privada en canales de televisión, la introducción de reformas esenciales al código minero, la aprobación de licencias ambientales, la regulación tributaria en materia de licores, catastro, alumbrado e impuestos verdes como cargos por congestión, entre otros.

Finalmente, en un comunicado enviado a los medios, Duque aseguró que otro de los cuestionamientos que se deberá resolver es si el presupuesto destinado para el PND alcanzará para cumplir con todas las metas planteadas y si guarda real consistencia con el Marco Fiscal y el Marco de Gasto de Mediano plazo, los cuales se edificaron sobre supuestos que hoy han perdido validez. Duque también precisó que llama la atención la desigual asignación presupuestal de los pilares del plan los cuales están distribuidos de la siguiente manera: Educación está por el orden del 20 %; Paz cercano al 2 % y Equidad cercano al 30 %.

13 feb. 2015
Revista Semana.com
Bogotá, Colombia
Edición: Digital