Plenaria 07 abril de 2015

* Intervención 1

Muchas gracias, Presidente, creo que este ha sido un debate donde se han tocado temas supremamente interesantes y quisiera referirme a cuatro aspectos.

El primero tiene que ver con aquella frase que dice que el preescolar, prácticamente marca el destino del desempeño escolar, inclusive del desempeño profesional. Y se ha presentado y nosotros como partido también tuvimos esa bandera en la campaña presidencial de introducir la jornada única para ayudar a cerrar las brechas entre aquellos estudiantes que están en la educación privada y aquellos que están en la educación pública.

Pero óigase bien, el éxito de esa jornada única depende de la calidad de las políticas públicas que tengamos en materia de educación preescolar, inclusive Senador Robledo cuando se habla de las pruebas PISA, uno de los estudios más interesantes, que tengo inclusive acá, que estoy dispuesto a compartirlo con todos ustedes, de la OCDE y del BID, muestra que aquellos estudiantes que han tenido mayor tiempo de formación en la educación preescolar tienen un mejor desempeño en las pruebas PISA, y cuando miramos el perfil de los estudiantes en Colombia que tomaron las pruebas PISA en el último corte, 14% tuvieron menos de un año de educación preescolar, el 53% un año o menos, 14 nunca tuvo 53 un año o menos y el 33% más de un año, pues miren cuál ha sido el desempeño, en matemáticas que es la prueba que mide la mayor capacidad cerebral para resolver problemas de complejidad.

Aquellos estudiantes que no tuvieron educación preescolar frente a los que tuvieron más de un año encontraron una brecha de casi 41 puntos que significa un año de escolaridad, Senador Serpa, aquellos niños que tuvieron exposición en la educación preescolar, le llevan un año o más de escolaridad medida en los desempeños de las pruebas PISA, que aquellos que no la tuvieron, y eso nos lleva al debate de fondo, instituciones como el BID han demostrado que los profesores de preescolar en América Latina y Colombia no es la excepción, tienen en los formadores preescolares, los menores años de escolaridad en formación de la planta docente.

Muchos de ellos ni siquiera están en el escalafón docente y muchos de ellos están en tiempo parcial laboral en la docencia, si esa educación preescolar no la introducimos con rigor en el escalafón, con formación, con selección, teniendo facultades especializadas en formar esos docentes, la jornada única nos va a quedar coja, y me temo que ni en el plan de desarrollo ni en el presupuesto, hay un rubro real para mejorar esa formación en educación preescolar. En los temas de calidad, que es el segundo tema que quisiera abordar, también tenemos que preguntarnos si solamente con el 8.5% de los programas.

No vamos a resolver el problema, y solamente el 11% de las instituciones académicas en el país, están acreditadas con alta calidad, y por supuesto, esto también repercute en la pertinencia, porque el estudio que hizo para el Consejo Privado de Competitividad, el Manpower Group, mostró que en el año 2014, el 57% de las empresas tuvo dificultades para encontrar personal de calidad para el trabajo que se esperaba que ellos desempeñaran, frente al 35% que se vio en el año 2010, y eso también obliga a que tengamos un mejor instrumento de medición de esa pertinencia.

Bilingüismo, otro tema al cual le hemos dado importante papel en el Plan de Desarrollo y en la agenda gubernamental, hombre no nos llamemos a engaños, 54% de los estudiantes que presentaron las pruebas de inglés en las pruebas Saber, 54% tuvieron un puntaje como si nunca hubieron tenido una exposición a esa segunda lengua, y entre el 60 y el 80% de los profesores que dan inglés en el país, que dictan inglés, entre el 60 y el 80 están por debajo del puntaje B2 que es el mínimo para poder enseñar una lengua que amerita hablarla, escribirla y leerla.

Y eso también nos tiene que imponer el reto de la enorme dificultad para realmente cumplir esas metas de bilingüismos que nos hemos trazado. Y si lo vamos a hablar, también de lo que tiene con la carrera docente, pues apenas el 9.5% de los programas de formación docente en el país tienen acreditación de alta calidad y los estudiantes que son incorporados están en el peor nivel de las pruebas Saber; cómo vamos a asignar el presupuesto cuando ese rubro está prácticamente dejado al olvido en el Plan de Desarrollo y si queremos el pacto por la educación, con esa jornada única, Ministra, también tenemos que hablar del tema de la infraestructura, no de la infraestructura nueva que, por supuesto, es el gran reto de la infraestructura actual, porque solamente 5 de cada 10 colegios en el país, del sector público cuando lo miramos rural y urbano tiene un laboratorio de ciencias, uno de cada 10 tiene 6 de cada 10 tiene una biblioteca y ojo con esto, 1 de cada 10 tiene facilidades para tratamiento psicosocial del alumno.

Entonces tenemos realmente asignados los recursos para la jornada única, ya el Plan de Desarrollo la partió al 2030, y vamos a tener que asignar como política de Estado un rubro específico para que cumplamos esa meta. La doble alimentación, sobre todo para que los estudiantes tengan los micronutrientes necesarios para la adecuación cerebral al aprendizaje, indica que debemos gastar casi entre 5 y 6 billones de pesos al año. La Fundación Compartir al Maestro en todo lo que tiene que ver con calidad docente, habla entre 3 y 4 billones por año, y en materia de ciencia y tecnología señora Ministra, el Plan de Desarrollo le asigna más del 70% de la responsabilidad presupuestal al sector privado.

Entonces lo que quiero decir para cerrar, la educación no tiene color político, no es un tema Liberal, Conservador, del Centro Democrático, es un tema de política nacional de Estado, pero lo primero que tenemos que poner sobre la mesa es si los recursos que tenemos hoy asignados responden a los objetivos, y la respuesta es no, y ciertamente Ministra usted se siente muy contenta con un punto del CREE, cuando le habían dicho que le iban a dar 2 o 3 y en la próxima Reforma Tributaria, ese debe ser un tema que tiene que defender el Congreso de la República. Pero como están las cosas hoy (…) No dejan concluir.