Plenaria 28 de octubre de 2014

* Intervención 1

Muchas gracias Presidenta, también quiero unirme a las felicitaciones al Senador Galán, por este debate y creo que sin lugar a dudas este debate es más que el debate sobre el metro de Bogotá. Es más el debate sobre la sostenibilidad de una ciudad y por supuesto la sostenibilidad de sus finanzas públicas. Señor Alcalde, nos ha traído una propuesta de un metro de 15 billones de pesos, para una línea de 27 kilómetros 100% subterránea y con una velocidad comercial de 35 kilómetros por hora. Ciertamente es mucha plata, pero lo que es más preocupante es que como es solamente una de las múltiples soluciones, el compromiso financiero de la ciudad va a ser demasiado grande en el mediano plazo.

Sobre todo si se sigue con la actitud terna, muchas veces impositiva del alcalde, de no contemplar alternativas y muchas veces su estilo de gestión pareciera más una improvisación estratégica. La ciudad, tiene demasiadas demandas de recursos en los próximos años adicionales a esos 15 billones, solamente la recuperación y el mantenimiento de la maya vial de la cual más del 46% está en mal estado, vale cerca de 10 billones de pesos y solamente los costos de atender la demanda educativa de salud y de seguridad, con la explosión que tiene la ciudad, puede estar costando también casi otros 10 billones de pesos en un lapso de 7 años.

Entonces, lo que uno se pregunta es de dónde van a salir los recursos del alcalde y por supuesto habla de un grave endeudamiento y de una sobretasa a la gasolina que se extiende hasta el año 2032. Eso es un costo muy alto para una ciudad como Bogotá. Y es un costo muy alto porque si miramos la estructura de las finanzas públicas, el 46% de los ingresos de la ciudad se financia con industria y comercio. Fuera de eso, cerca del 21% se financia con el impuesto predial, 8% con el impuesto de vehículos y 6% con la sobretasa de la gasolina. Entonces, financiar todo este paquete de necesidades puede implicar una sobrecarga tributaria en la ciudad, que puede restarle competitividad.

Bogotá es una de las ciudades más caras del continente, Senador Galán, usted lo sabe. Entonces, creo que la necesidad del metro es clara, pero lo que no puede haber es una terquedad impositiva sobre el tipo de metro que requiere la ciudad y se tiene que mirar integralmente, integralmente con todos los compromisos fiscales que vienen en el mediano plazo.

Permítame cerrar con lo siguiente, el compromiso del Gobierno nacional debe ser muy grande, porque los compromisos son para honrarse y la nación dijo que iba a aportar al financiamiento de este proyecto pero la sostenibilidad de las finanzas públicas de la nación también está en este momento comprometida por las expectativas que hay de ingresos corrientes y sobre todo con la tendencia decreciente que hay sobre la renta petrolera. Y a eso Senador Galán, creo que es muy importante en el planteamiento que se le haga al Gobierno nacional por cada 10 pesos que un bogotano tributa para la nación recibe un peso de transferencias.

El compromiso de las transferencias con este proyecto, creo que también hace parte del debate de largo plazo que debemos dar. Pero sobre todo, y óigase bien, sobre todo hay que dimensionar muy bien cuál va a ser la verdadera capacidad del Gobierno nacional de aportar y de la ciudad de generar los recursos necesarios sin afectar su competitividad, su generación de empleo y su dinámica empresarial.

Muchas gracias Presidenta.