Comisión Tercera 17 Mayo de 2016

* Intervención 1

Muy buenos días, presidenta, apreciados colegas, señor Viceministro muchísimas, gracias por estar presente el día de hoy.

El motivo por el cual hemos convocado este debate es para tener una discusión tranquila, profunda y al mismo tiempo muy reflexiva sobre los desafíos que tiene el sector rural en el entorno económico del país y sobre todo, poder tener claridad sobre si las metas, los sueños y los objetivos de política pública que se ha fijado el Gobierno, tienen un sustento económico y financiero para materializarse y paracumplir con esos objetivos.

Entre otras cosas y por eso quiero cumplir con este debate como una confrontación entre los sueños aspiracionales y las realidades del sector. Y me parece importante poner algunas cosas en contexto:

  1. Es que se ha dicho por parte de algunos miembros del gabinete, cuando se mira la importancia de un sector en una país como Colombia, que nosotros tenemos una realidad muy distinta a la de otros países del continente y frente a los cuales el sector rural ya no debe jugar un papel tan protagónico y me parece que ese tipo de apreciaciones hacen profundo daño y me parece importante tener algunas comparaciones regionales. Por ejemplo, si nosotros miramos el porcentaje que juega el sector en el PIB, nosotros nos damos cuenta que comparándonos con los países más desarrollados y más importantes del continente en cuanto al tamaño de su economía, en un país como México es apenas el 3.4% del Producto Interno Bruto, en Chile debe estar más o menos por el mismo orden el 3.3 y vemos países como Perú y como Brasil donde el papel del sector se acerca al 6% del PIB.

Cuando nosotros miramos la participación del sector en lo que tiene que ver con la población del país que está en del sector rural, nosotros nos damos cuenta que en un país como México es altamente relevante, estamos hablando del 22% de la población mexicana, pero vemos un fenómenos en otros países y es que la población que está emigrando con mayor dinamismo y vemos que países como Chile, como Perú, como Brasil ya están por debajo del umbral del 20% y frente a las exportaciones, otros países con los cuales nosotros no debemos comparar, con estos mismos nos muestra que en México a pesar de tener el 22 de la población en el sector rural, la exportaciones del país son altamente industrializadas y las exportaciones agrícolas están por debajo del 4%.

Nosotros vemos países como Chile donde está por debajo del umbral del 10, vemos un país como Brasil donde está por encima del 20 y vemos un país como Perú donde está en el filo del 17, porque me parece importante señalar esto, porque cuando miramos la importancia del sector agrícola en Colombia, nosotros estamos dando cuenta que este sector representa, primero que todo el 22% de la población colombiana, es decir estamos casi, igual que México en la participación de nuestros ciudadanos que están en zonas rurales.

Y en cuanto al aporte del Producto Interno Bruto Colombia puede estar viendo el sector agrícola por el rededor del 6%, es decir juega un papel importante en el PIB, tiene un porcentaje importante de su población y le agrego dos elementos, 20% de nuestras exportaciones están en el sector rural y tenemos cerca del 16% de la fuerza laboral también en el sector. Entonces por que empiezo el debate con esto, porque me parece importante en el contexto regional de darnos cuenta que nosotros seguimos siendo un país donde el sector juega un papel supremamente importante y casi que más importante en esos cinco indicadores que le di que las otras economías grandes de la región, razón por la cual debe haber una articulación bastante detallada y clara dentro de lo que debe cumplir como meta ese sector ylas metas en su conjunto de económicas y de planeación.

Ahora, interesante por ejemplo plantar, que teniendo esa relevancia, en el frente externo el 60% de las exportaciones del sector agrario están ultra concentradas en tres grandes rubros, estamos hablando de flores, estamos hablando de banano y estamos hablando de café y el desafío que nosotros tenemos con los Tratados de Libre Comercio que hemos suscrito, es también plantearle al Ministerio que nos diga, cuáles van a ser esas iniciativas que el país necesita para diversificar esa oferta exportable del sector y mejorar también la capacidad del sector de llegar a esos mercados favoreciendo de un escenario de tipo de cambio.

Me parece importante también hablar y resaltar que estas actividades agropecuarias son las principales actividades del país rural, pero desafortunadamente debemos decir que son las que están generando menor ingreso per cápita. Entonces un 22% de la población en el campo, una participación importante de esa población en las actividades económicas, pero con muy baja rentabilidad per cápita en su desarrollo con un elemento social muy grave y es que el 80% de la población que está en el campo, está en el régimen subsidiado de salud, lo cual evidencia una clarísima informalidad que atenta también con el cumplimiento de las metas de desarrollo económico rural.             

  1. Me parece importante pasar el segunda reflexión, y es, será que cuando hablamos de la política agrícola, todo tiempo pasado fue mejor o los buenos tiempos están por llegar o están llegando, porque uno escucha que el Gobierno dice, es que el sector ha tenido una bonaza histórica, lo ha dijo en repetidas ocasiones el señor Ministro y a mí me parece que es bueno hacer la reflexión como política de Estado y entender que la primera era realidad, es que la participación del sector en el PIB viene decreciendo año tras año desde hace aproximadamente unos 14 años, y eso nos debe preocupar, porque en un país donde usted tiene el 22% de la poblaciónallí, representa el 20% de la exportaciones y el 6% de PIB, esa participación decreciente, nos muestran que hay unos fenómenos endémicos que deben ser corregidos y me parece importante que el Ministerio nos diga, cuáles son esos lineamientos de política pública, para que esa participación aumente, toda vez, que tos los días nos repiten que somos la despensa potencial del planeta.
  2. Lo otro es la participación en el empleo, claro, es natural que hay una migración de la población del campo hacia las ciudades, pero la participación en el empleo en los últimos años, ha tenido una caída que a mí me parece importante y sobre todo se ha dado desde el año 2012 para acá, y no me parece consistente con las cosas que el Gobierno dice que están haciendo para fomentar el desarrollo rural y hemos visto que la participación prácticamente cayó el 18.5 al 16.3 en un lapso de 4 años, sería interesante porque hay ese divorcio entre todos los esfuerzos que se dicen que se están haciendo, sobre todo los que están focalizados en los productos de mayor dinamismo y esa caída tan importante en la participación laboral.

Y obviamente esto es interesante cuando hablamos del desarrollo rural, porque las cifras nos hablan con contundencia, en 15 de 32 departamentos de Colombia, la participación del sector en el PIB regional o departamental es de más del 10% y en 9 de los 32 departamentos es más del 18, entonces a eso agrávenles las circunstancias que esa participación económica en esos departamentos con estas circunstancias que acabo de narrar nos puede mostrar un panorama económico cada vez más, desolador para esos departamentos.

Claro! hay que entender una circunstancia global y es que, en los últimos años, prácticamente del 2003 al 2016 Senadora Arleth, hemos solamente visto dos ocasiones, donde el crecimiento del sector ha estado por encima del crecimiento de la economía, en el 2003 y en el 2013, tuvimos un bache muy grave por circunstancias que todos sabemos por crisis internacional del 2008 al 2010, donde el sector tuvo prácticamente un desempeño recesivo, pero la asignación de recursos, el crecimiento presupuestal que se ha visto en los últimos dos o tres años que se ven mucho más para conjurar presiones por protestas sectoriales focalizadas, no se ha visto representado en que el crecimiento del sector este por encima del crecimiento de la economía y me parece muy diciente verlo acá  en esta gráfica donde estamos viendo por sus actividades, porque claro, cuando tenemos una gran bonaza cafetera esa bonanza cafetera distorsiona o puede distorsionar las metas del sector, las metas del crecimiento, se ven muy bonitas pero desagregadas, yo creo que es preocupante que nosotros podamos ver ahí como tres de los subsectores que son intensivos en mano de obra han tenido un crecimiento en cuanto al crecimiento con respecto a la economía, muy por debajo y esto nos debe prender luces de alerta y a mí me parecería interesante que el ministro no reflexiones sobre cuáles van a hacer sus lineamientos de política pública.  

3- Ahora yo pasaría el tercer tema acá y es donde están los grandes problemas del sector que ameritan reflexiones más profundas de corto, mediano y largo plazo y la quisiera enumerar, algunas las he denominado problemas estructurales no agropecuarios, pero que tienen que ver pero que inciden en el sector, a mí me parece interesante que el ministerio también nos hable sobre ese cambio demográfico que se está viendo en el campo.

Hoy tenemos un país de 5 millones de personas mayores de 62 años y en menos de tres décadas vamos a pasar a a15 millones y ese envejecimiento va a golpear profundamente al sector rural, con una muy baja cobertura pensional que como lo dije se ve reflejada entre el 80% de la población que está en el régimen subsidiado de salud.

Lo segundo, es que cuando miramos el tema del capital humano en el campo del cual nos alargamos todos los días y lo escuchamos en todos los discursos gubernamentales, tenemos los más bajos niveles de escolaridad. Tenemos una situación de deserción, donde básicamente cerca de 6 de cada 10 niños que empiezan el bachillerato no lo terminan, y eso obviamente se ve repercutido en la pertinencia en las competencias en las capacidades de ese capital humano para desempeñarse exitosamente en el sector rural y eso muestra que hay un deterioro y una perdida efectiva de capital humano en cuanto a la formación vocacional de los sectores o micro sectores o subsectores que están ligamos al sector agrario.

4- Y lo otro es la baja calidad y la baja presencias de dotación de bienes públicos en el sector, nosotros estamos viendo una infraestructura social muy débil y eso se ve reflejado en las encuestas que se hicieron para el censo agropecuario, dos de las más preocupantes, 94% de los encuestados dice, que una de sus principales carencias es el alcantarillado y eso tiene implicaciones con calidad de vida, con servicios de salud, con servicios sociales y la segunda también reconocida con el 82% de los encuestados, nos está diciendo que los logros educativos, que la pertinencia y las competencias no responden a sus expectativas y quizás expliquen gran parte de la deserción o de la presión que puedan ejercer las familias para la deserción escolar de sus hijos.

Y creería yo, que la forma más contundente de narrar esto es que cuando miramos la escolaridad de las personas que deberían tener alrededor de 15 años de edad, los años de escolaridad están por debajo de 9 años, lo cual nos sitúa en un situación muy precaria, frente a los países con los cuales establecimos esta comparación y muy lejos de cualquier aspiración que pueda tener Colombia para acceder a la óptima.             

El censo nos muestra por ejemplo, otro tema muy complejo y usted ve Senadora Arleth lo conoce muy bien, tenemos que hablar del capital humano desde la etapa más elemental, los niños de 0 a 5 años, porque de allí va la formación que va a apuntalar lo que va a ser la formación escolar y podemos casi que decir por los trabajos que ha venido adelantando el especialista Norbert Shady, para el Banco Interamericano de Desarrollo que están en la última, en el informe DEO del año pasado, que mira el desempeño de la primera infancia en el sector urbano y rural que si no hay una formación de habilidades blandas, si no hay una formación psicosocial adecuada, prácticamente estamos desperdiciando los recursos de las jornadas escolares, una vez el niño ha pasado los primeros años de vida sin ningún tipo de formación preescolar. Y el 77% de la encuesta del censo agropecuario en lo que tiene que ver concapital humano nos muestra que de 0 a 5 años el 77% de los niños solamente permanece consus padres, no tiene ningún acceso a formación. Y yo no creo nosotros no podemos hablar de una gran revolución educativa en el campo, si no resolvemos ese tema y yo no sé si haya algunas cifras claras de cómo se va a presupuestar eso por parte del Ministerio que hace las supervisiones en el sector y la conexión con el Ministerio de Educación. 

Uno podría pensar en las razones de ese capital humano para salir de la escolaridad, para no cumplir con la escolaridad y me ha llamado la atención que el censo el 44% de los muchachos que contestaron, de los familias que contestaron hablaron desinterés, mencionaron desinterés porque no hay una vinculación entre la formación que se recibe y la vocación laboral de esas regiones. Ahí creo que le he enumerado algunos de esos problemas estructurales no agropecuarios que redundan y redundaran en lo que nosotros podamos esperar como rentabilidad económica del sector.

Ahora el enumero lo que yo llamaría problemas estructurales agropecuarios, que están en la formulación y en el diseño de la política pública, cuales enumero acá, doctor Antonio Guerra:

1-    baja productividad, como está la productividad nuestra como país en el sector.

2-    El uso, la vocación, la formalización y el desempeño de la tierra.

3-    La calidad del gasto público.

4-    El acceso al crédito del pequeño productor

Entonces hablemos entonces de productividad, hablemos de la calidad del empleo, esta grafica que le traigo acá, le muestra a usted cual es el ingreso mensual en salarios mínimos legales vigentes por rama de actividad económica, y el que registra el por ingreso es el del sector agropecuario, quizás esto nos muestre que estos niveles de remuneración más la pésima productividad de algunos sectores y únicamente la concentración exitosa en 3 o 4 que ahí tenemos que replantearnos, cuáles son los esquemas laborales indicados para el sector rural en el país. 

Lo segundo: El 75% de las personas que trabajan en el sector rural ganan menos de un salió mínimo, 75% y eso también viene observado por las misiones que el Gobierno ha contratado y solamente una minoría de la población empleada en el sector está recibiendo acceso al crédito, básicamente solamente 3 de cada 10 pequeños productores en el país tienen acceso al crédito, esto obviamente tiene efectos perniciosos totales en la productividad del sector.

Ahora hablemos un poco de la vocación del suelo y aquí me parece importante plantear algunas de las cifras que están sustentadas, no solamente en el censo agropecuario, sino en la información que viene desarrollando el IGAC, de los 114 millones de hectáreas que pueden tener nuestro país, cuando analizamos la vocación del suelo versus el uso, yo creo que ahí hay unas preguntas interesantes que formular.

Nosotros tenemos 22 millones de hectáreas con vocación agrícola y básicamente estamos desarrollando para esa vocación del suelo menos de 6 millones y ahí cabría preguntarse, cuáles van a ser esas conexiones de política pública, de lineamientos de trabajo con los departamentos y los municipios para hacer ese aprovechamiento, usted doctor Rodrigo Villalba se preocupó muchísimo cuando fue Ministro de Agricultura por tratar de formular políticas que respondieran al uso del suelo con forme a su vocación, cuanto tiempo ha pasado, que nos está fallando a nosotros en lo que tiene que ver con los estímulos para ese mejor uso, o no estará ligado a esas desmejoras o esa alta concentración con la incapacidad de fortalecer la diversificación exportable de nuestros productos rurales.

Lo otro es la vocación ganadera, uno podría decir, Colombia tiene aproximadamente 15 millones de hectáreas con esa vocación, pero tenemos ya básicamente 34 millones de hectáreas lo cual muestra que es sostenibles que estamos utilizando muchísimo más para la ganadería de nuestro potencial vocacional y eso no quiere decir que sea malo, ni eso debe servir para cuestionar la ganadería, lo que nos debe también servir de elemento es, si ese uso de la tierra o el no uso para el resto de vocaciones va ligada con la poca capacidad para proveer servicios, acompañamientos, transferencia tecnológica, acceso a mercados, logística para que esos productos tengan una mejor rentabilidad.

Claro aquí hay un problema que este gobierno trato de elevarlo como algo también profundamente histórico, el gobierno se dedicó sus primeros años a hacer la gran, la supuesta gran reforma que era la Ley de tierras y lo hacia abajo un criterio reivindicatorio que era devolverle la tierra a quienes habían sido desplazados ilegalmente de ellas, claro está, hay que combatir con toda la fuerza ese desplazamiento irregular, hay que combatir a todo aquel que haya asumido la propiedad de la tierra por vías ilegales, es muy peligroso es que el gobierno se dedicó a hacer una satanización argumentada en contra del latifundio, cuando un país como Colombia, comparado con otros países debe tener una mayor proyección de desarrollo agroindustrial. Y el desarrollo agroindustrial no se hace con minifundios, sino se hace con una combinación de gran productor y pequeños productores generando una asociación simbiótica y favorable para el entorno económico de las regiones.

Pero llevamos 4 años de esos anuncios y aún hay señor Ministro 3 quintas partes de la tierra en el país tienentenencia precaria y podemos hacer dos cosas o nos quedamos enredados en el problema y tratamos de volver siempre un conflicto litigioso o tratamos de hacer realmente un corte de cuentas para favorecer un uso de la tierra hacia una vocación agroindustrial mejorando la productividad y la capacidad de desarrollar nuevos mercados hacia el futuro.

Pero a mí me preocupa que cuando empezamos a mirar el presupuesto de su ministerio en los últimos años, hay algo que también es endémico, si miramos el presupuesto de 1990 hasta el año 2014 y miramos el presupuesto de funcionamiento, a mí me parece que tenemos que replantearnos, si el 43% que ha sido asignado en promedio para gastos de personal, realmente va asociado por una mayor capacidad de desempeño y ejecución presupuestal del sector, y le debo decir con tristeza, esa asignación doctora María del Rosario no resulta, uno no puede tener una asignación tan grande hacia gastos de personal y tan baja y tan poca ejecución anual, donde básicamente la gran ejecución siempre se está concentrando en los dos últimos meses del año.

Y creo yo, que también es importante plantear un debate, que ha sido traído a la mesa por personas de la talla del doctor Roberto Juguito, y es el presupuesto del sector, sobre todo en los últimos 6 años en un 90%, se ha concentrado en subsidios y solamente el 10% en bienes públicos, aquí lo pueden ver comparados con otros países de la región, los países que mejor desempeño están teniendo y mejor productividad en su sector, están buscando una distribución casi que 50/50, yo puedo dar 50% de subsidios, pero debo tener un 50% de mi presupuestos, de mi vocación presupuestal a la dotación de bienes públicos en el sector rural. Y el presupuesto para el año 2010 que fue aprobado por este Congreso que es de 3.1 billones de pesos, no solamente tuvo una caída de un billones frente al año pasado, cuando dijeron y se comprometieron que ese iba a ser el presupuesto que iban a mantener de manera coherente y consistente para los próximos años, sino que al no modificar esa estructura, lo único que sigue haciendo no solamente es una caída de asignación, sino una mala vocación de ese presupuesto.           

Y yo creo, que hay temas tan dicientes que están en el censo, que están en las encuestas que se han hecho, que muestran prácticamente que el 71% de los productores, no tienen hoy como legitimar la compra y el uso de maquinaria para hacer renovación tecnológica. Y yo creo que eso nos muestra también donde tenemos fallas, no solamente en asignación presupuestal donde este tema no tiene ninguna relevancia desafortunada, sino que adicionalmente, señor Viceministro en lo que tiene que ver con los recursos de crédito, el 88% de los encuestados Senador Tamayo, 88% los que están en el censo, los pequeños productores no fue capaz de solicitar crédito, porque no confía y porque no tiene las herramientas para no pedir ese crédito agropecuario. Y eso me trae al siguiente tema, señor Viceministro y es, realmente estamos cumpliendo las metas del sector fue presentado como una locomotora, es que el gobierno vendió esto Senador Elías como una de las grandes locomotoras hace 6 años y resulta que la locomotora ya lleva 4 maquinistas, los pilotos ya vamos para 4 pilotos de la locomotora, ya por lo menos el piloto que más ha durado va a terminar siendo el Ministro de agricultura, el que más va a durado en este gobierno es el doctor Iragorri, 4 pilotos de la locomotora y miremos con detalle si se han cumplido las metas del Plan de Desarrollo para el sector.

Aquí estamos viendo las metas del primer Plan de Desarrollo, del 2010 al 2014 y lo que está en rojo en esta pantalla y esas son cifras de Planeación Nacional, del sistema sinergia de medición de indicadores del sector, son las áreas donde no se cumplieron las metas y tuvieron un cambio de prioridades con el segundo plan de desarrollo de este gobierno, Eso es incoherencia, incongruencia en el manejo del presupuesto. Y aquí tenemos áreas que son críticas, ahí usted puede ver por ejemplo los planes de siembra, cumplimiento de metas por debajo del 36% en el primer Plan de Desarrollo, y ahora nos jactamos de los nuevos planes de Colombia siembra y la pregunta es, si Colombia siembra va a asumir esos rezagos en la metas del gobierno o va a empezar a contar como metas de éxito a partir del que el Ministro Iragorri lo lanzó. Yo creo que nosotros no podemos estar hablando de locomotoras ni de bonanzas con esos bajos cumplimientos, que tenemos en los principales indicadores del Plan de Desarrollo.

Y creo que hay otro elemento acá, las metas del segundo Plan de Desarrollo, lo que vamos del 2014 al 2015, porque todavía no están certificados los cumplimientos completos del 2016. Presidenta la pido el favor que me colabore con el orden en la sala.

(…)

Acá el gobierno nos dijo, que en el segundo Plan de Desarrollo las metas iban a tener un mejor seguimiento, y miren, pusieron en interinidad la institucionalidad agrícola, pidieron facultades para cambiar y modificar la institucionalidad agrícola, cuanto llevamos, ya vamos para el segundo año de gobierno, y estamos hablando que el campo va a ser la autopista del post conflicto y hay un debilitamiento de las instituciones del sector para cumplir con esa metas, la prueba está, en que las metas anualizadas que se trazaron para el año 2014 y 2015 solamente se cumplieron 6, la gran mayoría de las metas del primer año en el Plan de Desarrollo están incumplidas señor Viceministro, y si uno se pregunta cómo van y esto es sinergia, estas no son cifras amañadas, son las cifras de los propios indicadores del sector, y a mí me preocupa que cuando hablamos del actual plan de desarrollo, el 72% de lo que es el desarrollo rural esperado como metas va a venir del sector privado, de cual, sector privado se pregunta una, del sector que está asfixiado tributariamente en el campo, de los gremios que hoy tienen incertidumbre sobre el manejo de los fondos parafiscales porque pueden estar sujetos a presión o castigos por parte del gobierno, como lo denunciamos acá en la discusión del Plan de Desarrollo?. Como va a llegar el sector privado a esa meta del 72% de financiar el programa de desarrollo rural.

Yo creo Senador Tamayo que, como lo discutimos acá en el Plan de Desarrollo y usted se dio cuenta, las brechas que se quieren cerrar en Plande Desarrollo para el sector rural, no es posible que se financien con los recursos del sector privado como están planteados, no hay ningún mecanismo que nos dé certeza, sobre esas metas de asignación presupuestal que vendrán del sector privado.  

Pero saltemos al otro tema de fondo, cuanto nos va a costar el desarrollo rural integran, después de haber escuchado la misión de expertos o será que esta va ser otra misión que se queda en los anaqueles de los ministerios, y cuáles son los compromisos fiscales y de donde van a salir los recursos para financiar, yo miraba acá algunos cifras que me parecen interesantes, la misión dijo, es preocupante que solamente estemos asignando un billón de pesos por año, para lo que es desarrollo productivo, estamos totalmente cortos de lo que debe ser esa meta y según la misión, según la misión, cerrar esas brechas de desarrollo productivos nos van a costar 48 billones de pesos, cerca de 3.3 billones de pesos al año, cuando el presupuesto total del ministerio es de 3.1, se preguntara uno y esto se va a quedar como una cifra aspiracional o eso que le entregó la misión al Ministerio, cómo la va a legitimar presupuestalmente y de donde van a salir las cuentas, del sector privado?, de un sector privado que está totalmente asfixiado por la carga tributaria?, que tiene dificultades para el crédito de largo plazo?, queno ha diversificado la oferta exportable porque no tiene acompañamiento para llegar a esos nuevos mercados dónde hay Tratados de Libre Comercio?.     

Otra, la inclusión productiva, que nos dijo a nosotros la misión, sumados a 3.3 de cerrar esas brechas de productividad, este sub rubro va a costarnos la bicoca de 29 billones de pesos en 7 años.

Otra el programa de vías terciarias, que claro!, uno podría decir bueno eso no es competencia suya, es competencia del Ministerio de Transporte, pero en vías terciarias solamente las nuevas vías que se necesitan sin contar con mantenimiento valen 50 billones de pesos y prácticamente tiene una ejecución de menos de 10 años, aspiracionalmente, está la política agrícola realmente ligada a decirle al Ministerio de Transporte donde deben estar esas vías terciarias y para que productos y cuáles son los beneficios, para que regiones.

Ciencia y tecnología doctora María del Rosario, usted que conoce ese tema, está pensado por omisión costar 32 billones de pesos en 14 años, la cuentica va sumando y la cuentica total doctor Villalba, es de 195 billones de pesos en 14 años, eso vale implementar lo que la misión de desarrollo del campo nos trajo al país, 195 billones en 14 años, lo cual implica una inversión de 13.3 billones de pesos por año, para un ministerio cuyo presupuesto está en 3 billones, claro acá lo dirán bueno esto es transversal pero desagregue la transversalidad en los ministerios y en la agencias que tienen competencias para esto, Colciencias no la tiene, educación no la tiene y las áreas y dependencias del sector de agricultura, que tiene la autonomía presupuestal tampoco la tienen, entonces la pregunta que deberíamos hacernos acá, es y esta platica de donde va a salir o sino entonces la misión se quedó simplemente en formularnos lo imposible, las 20 lenguas de viaje submarino de Julio Verne. Yo creo, que este es el momento de plantearnos nosotros propositivamente, porque la realidad del campo no es un tema que sea de color político de ningún partido, atender estas realidades que deben ser de consensos nacionales, pero no llenarnos de ilusiones y por eso yo quisiera enumerar acá algunos de los cambios que deberíamos nosotros definir como país.       

1-    Dónde vamos a tener grandes cambios, aquí le enumero solamente tres. Saliéndonos del discurso, dígame usted señor Viceministro, fuera de cada vez que inaugura un foro el señor Ministro, realmente como va a ser el sector para sumir un papel protagónico y prioritario en la formulación de los Planes de Desarrollo porque en este plan no la tiene, donde el 72% de los recursos viene del sector privado, claramente ahí no hay prioridad del recurso estatal, ni hay un vínculo transversal efectivo entre las áreas de soporte y el ministerio suyo.

2-    Cuáles van a ser los vehículos sociales para el empoderamiento del campesino, un campesino que no tenía acceso al crédito, un campesino que no está recibiendo bienes públicos, y a un campesino que lo están ilusionando con la ley de tierras, que la van a dar una parcela para revindicar sus derechos sin tener ninguna herramienta, para poder desarrollar una actividad productiva, entre otras cosas por la satanización que hay, entre el agro industria y el vínculo de ese pequeño productor conuna inicia agroindustrial. El cambio institucional, yo creo que nosotros no podemos seguir dejando que el sector agrícola tenga discrecionalidad y monopolios de información para la asignación de personal al servicio de las clientelas políticas, hay que blindar ese servicio civil del sector rural, hay que darle mejores herramientas de preparación, hay que fortalecer los vínculos de cooperación técnicas constituciones como el Embrapa de Brasil, que podamos fortalecer esa transferencia por sectores y que podamos entender de verdad, de la mono con las agencias de promoción de exportaciones, donde están los nichos de mercado para llegar a esa diversificación. Claro en Colombia le doy ejemplo, hay casos novedosos que lo que se está haciendo con aguacates hass usted lo conoce, para tratar de morder un poco del mercado de la palta en los Estados Unidos, pero realmente estamos dotando toda la cadena de planificación fitosanitaria para cumplir ese objetivo?, realmente están las instituciones fitosanitarias cumpliendo una labor proactiva, en lugar de solamente reflexivo, policiva para las instancias de productividad en el país, yo creo que ahí tenemos que plantear grandes cambios.

3-    Y en cuantoa las demandas sociales, yo creo que aquí se ha hablado de la jornada única, todos han hecho una propuesta de nuestro candidato a la presidencia de la República, que en buena hora nos ha sido asumida también por el gobierno y por otros, es que estas cosas no se hacen con celo, pero me preocupo que el jornada única, esa ampliación de la jornada, sobre todo en las zona rurales, no hay una política clara para darle una mejor formación vocacional, hacia la retención de esos alumnos que están desertando y que entiendan que en esas horas adicionales van a tener una formación para el empleo de acuerdo a la vocación laboral de esas regiones.  

Yo diría que el tema de infraestructura pública como lo hemos planteado, no lo puede dejar por fuera, y quiero dejar planteado otro tema que tiene que ver las medidas en cuanto a cambios productivos, la asistencia técnica, la democratización de la asistencia técnica, porque la asistencia técnica no puede seguir siendo un privilegio de los que tienen mayor dinero en el sector rural, la calidad de la asistencia técnica que usted puede ver en las encuestas del censo es muy precaria para el pequeño productor. Nosotros tenemos que mejorar cuales son las iniciativas de comercialización en el país.

Miren a mí me preocupa cuando yo miro el caso del banano, nosotros somos unos de los principales exportadores de banano en el mundo con Consta Rica y con Ecuador, cuando usted ve los grandes productores como India y Brasil, inclusive algunos otros países de África logran mejorar el consumo per cápita también de esos productos y nosotros no hemos podido asociar la riqueza del potasio con la nutrición diaria y si vamos a tener la jornada única en el país, a mí también me interesaría saber cómo productos como el banano, también debería ir asociados con esa alimentación escolar de calidad, para que nosotros también fortalezcamos el mercado interno de esos productos.

Ni que hablar de la pesca, un país con dos costas, en dos Océanos y uno de los más consumos per cápita de pescado del continente y eso también tiene que ver con comercialización y con saber aprovechar las oportunidades, que nos dan distintos lineamientos en ese caso también el de la jornada única, en las zonascosteras.

El acceso al crédito, a mí me preocupa por ejemplo, que en el Banco Agrario hayan abierto 2 billones de pesos, Senador Villalba, 2 billones de pesos para las 4G, cuando ni siquiera se están cumpliendo las metas de asignación de créditos para los pequeños productores en el país, aprobado por la junta directiva del Banco Agrario, dos millonesde las reservas de TES para las 4G, eso no puede seguir ocurriendo en este país.

Creo que aquí voy a cerrar mi intervención diciéndolo lo siguiente.

1-    Para esa famosa autopista que va a ser el sector rural, ustedes le tienen que decir al país, que ha pasado con el compromiso de ustedes de fortalecer las instituciones.

2-    Cómo van a garantizar los sistemas de monitoreo y gestión para la inversión que van a desarrollar, lo que hoy es muy débil y que además lo refrenda sinergia con el bajo cumplimiento de las metas.

3-    A mí me preocupa muchísimo la actitud del ministerio, frente a algunas herramientas sectoriales que tiene el país.                                                                   

Ustedes han procedido a básicamente a liquidar y quitarle el sector ganadero el Fondo Nacional del Ganado, y han argumentado malos manejos para el tema de FRIOGAN, que bueno fuera que el ministerio le dijera al país, que ha pasado conlos decretos de Degüello y por qué no se han cumplido, y porque el haber permitido esa informalidad también quebró a Friegan y que bueno fuera, que el ministerio le diga hoy a esta Comisión que no va a retroceder un ápice, en los logros que ha tenido este país contra la aftosa, que se han manejado a través del Fondo del ganado y como lo van a asegurar.

Y yo creo señor Ministro, todos queremos ver un campo prospero en este país, pero lo que le demostrado hoy acá con las cifras acá es que las metas, los objetivos y los sueños que el gobierno se ha planteado están desfinanciados y se está generando una expectativa en todo el país, que el gobierno no va ser capaz de cumplir y que le va a dejar un hueco enorme a la próxima administración, estas son las preguntas que queremos que usted nos conteste el día de hoy.

Muchas gracias presidente.    

 

 

* Intervención 2

Muchas gracias, Presidenta; yo voy a ser breve y voy a ser muy esquemático aquí en mis respuestas. Yo lo primero que quiero agradecerle, señor Viceministro, es su sinceridad, que yo creo que es muy importante de parte de los funcionarios, que se sientan en total libertad de hablar las cosas tal cual las sienten y tal cual las viven; pero no podría yo quedar del todo satisfecho con el debate, porque yo creo que aquí quedan muchos interrogantes; obviamente yo entiendo que escapan su propia función y quizás hubiera sido importante también tener la presencia del Ministro como responsable de la orientación de la política, pero lo primero y yo creo que hay tener absolutamente claro, es que la importancia del sector agropecuario para el presente y para el futuro del país es determinante, y hay un gran divorcio entre esa importancia, entre esa inminencia y sus efectos, con las orientaciones articuladas de política pública que debe tener el gabinete para responder lo que allí está ocurriendo.

Me parece muy importante que usted haya dicho hoy acá que no tienen los recursos necesarios, que no tienen el presupuesto adecuado ni para responder a los desafíos actuales ni a los que se vienen con el postconflicto; pero a mí me preocupa que se haya invertido en una misión, para hablar del desarrollo rural del país que nos esté diciendo que se requieren 13.3 billones de pesos al año y que apenas estemos hablando de un presupuesto de 3.1, frente a los cuales tenemos que empezar a descremar, no solamente frente al funcionamiento sino frente a la concentración del presupuesto donde está, y su tipología; porque sigue siendo una tipología donde la provisión de bienes públicos está desarticulada, líneas de responsabilidad a otros Ministerios y muy mal dotado el Ministerio para atender esas necesidades.

Usted decía algo muy importante, usted decía: “no caigamos en la guerra de clases en el campo”; usted decía: “no caigamos en los errores de fragmentar los receptores de la política pública, para que se genere una relación cada vez más conflictiva”. Pero yo sí le voy a dejar acá un interrogante, y lo digo con total desprevención, esto no tiene color político, pero sí una preocupación genuina de muchísimos colombianos. Las famosas zonas de concentración, que hoy, las FARC, que están negociando con el gobierno, están ancladas a las zonas de influencia histórica de esa organización y están planteando que en esas mismas zonas se den: número uno, zonas de reserva campesina; número dos, jurisdicciones electorales; y número tres, Terrepaz.

Ahora, ¿es indiferente la ubicación de esas zonas con el desarrollo rural de esas zonas de influencia histórica?, ¡cuidado!; porque así como se consulta a una comunidad para desarrollar un proyecto minero-energético o de infraestructura, yo quisiera saber si el Ministerio de Agricultura se va a comprometer con que en esas zonas también se hagan unas consultas populares; ¿o se van a ubicar personas armadas en contra de la voluntad de esa región?. Y segundo: que también pueda asegurar el Ministerio que la presencia de esas zonas va a ser indiferente frente al valor de las propiedades de quienes son colindantes de esas zonas y por el tiempo que van a durar; porque hasta ahora no está clara la temporalidad de esas zonas, y eso puede generar retrocesos en algunas de esas regiones donde se hayan dado avances, en materia de la valorización por desarrollo de la frontera agrícola.

1-    Exportaciones: a mí me parece bien que usted haya hablado de exportaciones, pero yo creo que aquí tenemos que hablar las cosas tal cual son; y hablemos de algunos temas, yo se lo dije al señor Ministro Iragorri y me lo negó en la Plenaria del Senado el año pasado: él decía que nosotrosno teníamos déficit comercial de carne; el déficit comercial de carne usted sabe que está ahí y que se viene profundizando, y solamente el año pasado tuvimos un déficit de cerca de 98.000 toneladas.

2-    Lácteos y huevos: nuestro déficit fue de 24.000 toneladas el año pasado; y tres cereales, que usted también los citó.

3-     3 temas prioritarios, donde claro, usted nos cuenta: “hemos aumentado las exportaciones”; sí, y no estamos corrigiendo el déficit, a pesar de cambios importantes en el tipo de cambio. ¿Cuándo se van a empezar a dar?, sería interesante, por lo menos para que no nos digamos mentira y como para ir, definamos si vamos a tener superávit y en cuánto tiempo aspiracionalmente lo vamos a tener; ahí hay un… yo creo que ahí hay un vacío.

Ahora, hablemos de productos específicos; y aquí yo también aprovecho para decir que no podemos permitir esas ambivalencias en la política; yo recuerdo cuando el Ministerio salió brutalmente, ante la situación del azúcar, después corrigió, después llegó al debate y plantearon en el debate, de la mano de la Superintendencia de Industria y Comercio, que en efecto se habían presentado intentos soslayados de violentar la prohibición, ¿no?, de impedir la importación de azúcar. Ahora, causalmente nunca se generó esa afectación, y no solo no se generó sino que quienes estaban al interior del FEPA, dirigiendo la política pública, eran los propios del Ministerio, y la Superintendencia igual procedió con una sanción; raro, ¿no?, que en donde participa el Ministerio ni siquiera se hubiera preocupado por buscar si había responsabilidades, porque en el FEPA, que es donde supuestamente se fragua la conducta dilatoria de la competencia en lo que tiene que ver con la participación del gobierno, sale y se queda con la tentativa.

Pero supongamos que está haciendo lo correcto la Superintendencia de Industria y Comercio, supongámoslo por un instante: ¿y la Superintendencia no se preocupa por el arroz? Porque es que lo que pasó con el azúcar nunca afectó la situación de precios para el consumidor, jamás; es más, lo que uno hubiera esperado es la sensibilidad del mercado, la elasticidad del mercado, de si baja el precio, cómo termina afectando eso al consumidor final con los productos transformados en el país, y no se genera.

El caso del arroz, usted también lo sabe, que estamos viendo unos aumentos muy importantes, muy importantes en el precio, que tienen una afectación directa a los consumidores más vulnerables, hasta el punto que FEDESARROLLO, dice acá que eliminar las brechas que existen entre el precio nacional y los precios internacionales de arroz blanco, más de 1.2 millones de personas tendrían una mejora en sus condiciones de ingreso para los determinantes de pobreza, FEDESARROLLO. Y yo pregunto: ¿y el Ministerio no está preocupado por lo que está ocurriendo en el mercado del arroz, donde hay unas barreras a las importaciones, que además incentivaron adicionalmente el contrabando y que, para colmo de males, la compañía que se crea entre los Estados Unidos y Colombia a raíz del TLC, favorece solamente un sector pequeño de la cadena, en esa lucha entre los agricultores y los molineros? Entonces, yo creo que allí, por ejemplo en esos lineamientos de política, me parece importante acabar las ambivalencias.

Tema del maíz: yo creo que no es sano seguir vendiendo la idea de que este país va a ser capaz de producir el tipo de maíz y las cantidades necesarias para el sector avicultor; ni el tipo de maíz ni las cantidades, y eso está más que explicado, aclarado, sustentado técnicamente, da para que nos llenemos de esa ilusión. Eso no quiere decir que el país no produzca; sí, claro y el país puede producir un poco más, pero sabemos que la destinación y los usos del maíz ahí son distintos y las calidades ahí también son distintas.

Ahora, yo coincido con usted, me parece importante lo que usted plantea de que el país tenga un Viceministerio de Pesca, pero ojalá no sea un Viceministerio de burocracia, sino que realmente tengamos una política integral del sector pesquero en el país, que no la tenemos hoy.

Yo coincido con usted en el tema de la seguridad alimentaria, estos son asuntos de seguridad nacional; pero le debo decir que después de escucharlo, la gran duda que yo tengo es si realmente nosotros tenemos la integralidad de la política; porque en ninguno de los aspectos que usted tocó, mostró la integralidad de los respaldos que se deben tener en los otros Ministerios y en las asignaciones presupuestales para atender todas estas demandas del campo.

Usted decía: “pasemos de ser”… ¿cómo fue que dijo? Inversionistas, “pasemos de ser apostadores a inversionistas” bueno, yo diría sí, pero mire lo que es paradójico: ¿inversionistas, inversionistas en el campo, cuando a usted le están cobrando un impuesto a la riqueza leonino, como el que tiene el gobierno?, ¿Cuándo sin producir ustedes están pagando el impuesto a la riqueza por hacer esa inversión?, ¿lo mismo los costos de transferencia de tecnología, de transformación industrial?, ¿Cuándo usted ni siquiera puede descontar de IVA la inversión en bienes de capital?

Y yo quiero saber qué opinan ustedes de la propuesta de pasar la renta presuntiva del 3 al 4%, aver eso cómo le pega al sector rural, que también está siendo avalada por este gobierno; me gusta que usted piense en inversionistas, pero le quiero decir que el resto de su gabinete, que tomas las decisiones económicas pensando en esto, lo único que está viendo es dónde le quita un peso a quien presume tenerlo, aunque no esté generando rentabilidad.

Y el IVA: ¿será que el Ministerio de Agricultura no va a opinar nada sobre el IVA, se va a quedar quieto? IVA del 5% a los huevos, al queso fresco, a la carne, que ya sabemos que va a tener efectos sobre los niveles de precios, y hay que ver si eso va a ser realmente rentable para el sector.

Aseguramiento: me parece importante que las cifras aumenten, pero sería muy interesante saber la permanencia de los seguros en el tiempo y yo creo que es importante ya el salto en materia de aseguramiento, pero lo que es importante frente al aseguramiento es ver cómo se mantiene en el tiempo el aseguramiento; porque usted puede tener un año donde logró aumentar la incidencia o la misma prevalencia, pero después se le va a caer.

BANRURAL, yo se lo digo: me alegra que usted haya ido a Guatemala, pero, con todo respeto le digo: mucho cuidado en tener a BANRURAL como ejemplo; durante los once años que yo trabajé en el Banco Interamericano de Desarrollo y tuve que conocer los programas de desarrollo rural, donde estuvo BANRURAL involucrado, BANRURAL por muchos años fue una de esas instituciones capturada por el poder político, altamente capturada; y además, uno de los escándalos más sonados de ese país, que es el caso Rosenthal, que le aconsejo que lo revise, tiene que ver también con algunas de las investigaciones que se dieron al interior de la Junta Directiva de BANRURAL.

Tierras, y con esto cierro: el país tiene que buscar, obviamente, que a quienes hayan sido ilegalmente y abruptamente despojados, pues haya mecanismos de restituir, pero los títulos de propiedad en este país van a generar muchísimos problemas en ese proceso, por la continuidad de títulos que no están; pero más que eso, yo sí me quiero referir a esto: esto no se trata de volver al antiguo conflicto entre el latifundio y el minifundio, se trata es de volver es a una visión integral agroindustrial del país, donde sea concebible el capital agroindustrial y el pequeño productor; pero las normas y las leyes que nosotros tenemos, de limitar las unidades agrícolas familiares, de tener un sesgo y un ataque permanente a cualquier visión agroindustrial, van a dificultar la tranquilidad para hacer inversiones de largo plazo en el país.

De manera que yo, señor Viceministro, le agradezco sus respuestas, pero le debo decir que mi mayor conclusión es que los objetivos, las metas que el gobierno se ha planteado y que le ha planteado al pueblo colombiano, no tienen ningún sustento financiero para hacerse realidad.

Muchísimas gracias.