Plenaria 24 mayo de 2016

* Intervención 1

Muchas gracias señor Presidente, esta intervención es para reafirmar lo que ha sido expresado por varios Senadores el día de hoy, que tiene que ver con el proyecto de ley que está haciendo curso que modifica el régimen tributario y el régimen operacional del monopolio de licores y su arbitrio rentista. Hay que decir que esta no es la primera vez que el Gobierno intenta hacerlo, en el Plan de Desarrollo, el Gobierno intentó rompiendo los principios de legalidad y especificidad que requiere el tema, romper ese monopolio con unas normas que claramente favorecían a los licores importados en el país.

El Gobierno ha dicho, que esa medida la quiere presentar porque supuestamente está asociada con el cumplimiento de los tratados de libre comercio que se han suscrito con la Unión Europea y los Estados Unidos, y claramente ninguno de esos dos tratados, primero puede estar por encima de la Constitución nacional que define un régimen propio y en segunda medida como lo corroboró ayer el doctor Andrés Espinoza, en la audiencia pública, que fue negociador de los dos tratados, ese tema jamás estuvo como exigencia, porque si se hubiera hecho, además hubiera sido ilegal por parte de los negociadores.

En segunda medida si en el país se quiere discutir el régimen de arbitrio rentísticos y monopolios, que no solamente es para otorgar rentas sino para darle a los departamentos el control sobre el abuso del alcohol, como ocurre en el 15% de los países del mundo que aún mantienen ese régimen, hagámoslo en el lugar que toca y no por la puerta de atrás para fragmentar lo que la Constitución ordena; pero adicionalmente es importante resaltar esto, con la propuesta que se está discutiendo, la carga efectiva de tributación para el alcohol nacional, es ostensiblemente mayor que la del licor importado y además, está generando graves incentivos para que en el país se aumente el contrabando de licores, lo cual afectará las rentas de los departamentos.

Por tal razón, varios Senadores hemos participado en estas audiencias públicas y denunciando estos errores garrafales que tiene el proyecto y pidiendo que se archive, y no tiene presentación alguna, que el Gobierno tenga en el más alto nivel del gabinete a quien hasta hace pocos días era Presidente de ese gremio, y que un ministro de Salud o un ex ministro de Salud de este Gobierno hoy sea quien abogue con argumentos técnicos en favor de los intereses de esos licores importados.

Por esa razón, denunciamos la ilegalidad que hay detrás de ese proyecto y no vamos a desfallecer para que quede desvestida, ante el pueblo colombiano, esta medida atrabiliaria y que está buscando exacerbar y romper lo que la Constitución Nacional ordena en el artículo 336. Muchas gracias Presidente.